COMPARTIR
2

El acuario de Valencia está probando la eficacia de los llamados sensores tirita, pequeños dispositivos de última generación que dan información en tiempo real de los peces. Esta es la última prueba antes de llevar el experimento a los peces en libertad del mar Rojo.