COMPARTIR
2

En la capital de Portugal se vendieron en 2016 un 28% más de viviendas y los precios subieron un 14%. Viendo lo ocurrido en el centro de otras ciudades turísticas como Londres o Barcelona, el Ayuntamiento ha creado alquileres sociales y planes para preservar tiendas históricas.